Libro de yoga, Yoga India

Libro de yoga

Mejor libro de yoga

Análisis del Lenovo Yoga Book C930 (i5-7Y54, LTE, E-Ink) Convertible3-en-1. El nuevo Yoga Book tiene una pantalla E-Ink en lugar de un teclado y puede considerarse una combinación de portátil, tableta y lector electrónico. Además, con este todoterreno también se pueden digitalizar textos y dibujos. El dispositivo se basa en su predecesor de 2016, pero ofrece muchos cambios y mejoras. Por ejemplo, ofrece un mejor rendimiento. Por otro lado, también ha dejado de lado al menos una característica. ¿Vale el Yoga Book de 2018 el doble de precio que la versión anterior? Descúbrelo en nuestro detallado análisis.Christian Hintze, Sebastian Jentsch (traducido por Katherine Bodner), 24/12/2018 …
El primer Lenovo Yoga Book apareció en 2016 y llamó la atención por su característica única: En lugar de un teclado, el convertible de 360 grados estaba equipado con una superficie táctil que cubría la unidad base. Esta podía utilizarse como teclado virtual o como tablero de dibujo en el que los usuarios podían enganchar un papel y tomar notas o dibujar con el bolígrafo incluido. Las entradas se digitalizaban después.

Lenovo thinkpad

El Lenovo Yoga Book 2 es un interesante e inusual portátil híbrido. Es extremadamente portátil, puede funcionar como un improbable lector de libros electrónicos gigante o como un bloc de dibujo, pero ¿para el trabajo real? Nos parece que el teclado de la pantalla táctil no es satisfactorio, y las novedosas habilidades de la tableta gráfica son bastante esponjosas también.Nos encanta el Lenovo Yoga Book C930 por su atrevimiento; hace las cosas de forma diferente y lo respetamos. Pero al igual que el dispositivo original, el C930 todavía se siente como un portátil medio en el futuro y medio en el pasado.En general, es una toma de portátil elegante-pero-fácil. Si su estilo ultradelgado y ligero es su principal demanda, entonces adelante. Pero de lo contrario puede encontrar una alternativa más satisfactoria al mismo precio, entre la multitud de estilo más normal.Esta revisión se publicó por primera vez el 30 de agosto de 2018 y se ha actualizado para reflejar su estado de revisión completa.

Libro de yoga 2016

Escriba en tinta sobre el papel con el bolígrafo Real Pen y deje que el Yoga Book digitalice perfectamente sus notas ante sus ojos. Edita, organiza, combina y comparte tus notas en un segundo. El portapapeles Book Pad magnetiza tus papeles para mantenerlos organizados. Abre tu Yoga Book para utilizarlo como un bloc de papel inteligente y natural con la aplicación Lenovo NoteSaver.
Para trabajar en serio, abre el Yoga Book en modo Type y disfruta de una sensación natural en el Halo Keyboard, que solo aparece cuando lo necesitas. Optimizado para aprender artificialmente, autocompletar y autocorregir mientras escribes, hace que el trabajo sea rápido y preciso. La retroalimentación háptica y los atajos de teclado ofrecen una respuesta realista en un diseño inteligente.
El bolígrafo Real Pen incluido capta los sutiles matices de cada trazo con 2048 niveles de detección de presión. Utiliza las dos manos y sé aún más creativo: coloca una en la pantalla para seleccionar herramientas, desplazarte y hacer zoom con un pellizco, mientras la otra dibuja y escribe en el Create Pad. Puedes olvidarte de las pilas: el Real Pen no necesitará nunca una carga.
Yoga Book te permite ser creativo y productivo estés donde estés con un diseño ultrafino de 4,05 mm que pesa sólo 690 g. Trabaja durante más tiempo con hasta 15 horas de uso con una sola carga. El chasis de aluminio de primera calidad del Yoga Book tiene un aspecto elegante en color gris plomo o dorado champán.

Libro de yoga de lenovo

Si viajaras en el tiempo cinco años atrás y preguntaras cómo sería un ordenador futurista de 2018, hay muchas posibilidades de que alguien describiera algo muy parecido al Lenovo Yoga Book C930. Es un ordenador esbelto, pequeño y decentemente potente que tiene tantos modos diferentes que es difícil llamarlo solo una cosa, y no hay mucho más por ahí que se le parezca en nada.
No es un portátil, ni una tableta, ni un dispositivo para tomar notas. Más bien, intenta ser todas esas cosas a la vez, dependiendo de tus necesidades. Es más pequeño que cualquier ordenador con Windows que hayas probado (salvo quizá el Surface Go), y tiene dos pantallas. Una es un panel táctil LCD tradicional y la otra es una pantalla E Ink que puede cambiar su función según la tarea. A veces es un teclado táctil, y otras veces, es un bloc de dibujo o un lector electrónico.
Casi todo en el nuevo Yoga Book hace que quieras amarlo. Es el tipo de dispositivo que te hace sentir que vives en un futuro que sería más común si las empresas de informática fueran un poco más atrevidas. Pero también es el tipo de dispositivo que, una vez que lo usas, te hace comprender por qué todos los demás han sido tan reacios al riesgo. Es mucho más fácil amar la idea del Yoga Book C930 que vivir con su realidad – especialmente cuando esa realidad cuesta al menos 999,99 dólares.